Durante la terapia

El cambiar la actitud negativa de la mente requiere tiempo, tenemos que satisfacernos en el día a día restando credibilidad a los pensamientos negativos. Pero lo que en un principio es un pequeño avance más adelante supone un auténtico cambio y como resultado un bienestar personal, no solo por superar el problema por el que acudes a consulta sino por aprender recursos y herramientas que te ayudaran de por vida.